ENVEJECIMIENTO ACTIVO: en prensa del 16 al 22 de noviembre.

Esta semana, el Eustat nos informaba que la esperanza de vida de vasos y vascas hatren abarrotado aumentado. En concreto las vascas viven una media de 85´4 años mientras que los vascos vivimos una media de 79 años. Datos casi similares a los del territorio español y ligeramente superiores a los del resto de la Unión Europea donde la media se sitúa en los 83´2 años. La diferencia entre las esperanzas de vida de ambos sexos se ha reducido a 6,6 años desde la máxima de 8,7 que se dio hace 20 años.

indicador demografico CAVEsto supone un incremento en dicha media de 9´3 años desde 1975, lo cual no está nada mal, a priori.

Incluso nos apuntan por donde debemos seguir trabajando para incrementar esta esperanza ya que nos dicen que “Los tumores constituyen la principal amenaza a los años de esperanza de vida. Si se consiguieran eliminar totalmente los tumores, los hombres prolongarían su vida casi 5 años y las mujeres tres años. Más suaves son, en cambio, los detrimentos provocados por las causas externas de defunción, que restan 9 meses de vida a los hombres y sólo 3 meses a las mujeres. Si se tienen en cuenta únicamente a los accidentes de tráfico, que se incluyen entre las causas externas, la reducción se cifra en 4 meses para los hombres y en sólo 2 meses para las mujeres”.

Otro dato significativo facilitado por el Eustat es que la posibilidad de casarse de los hombres es del 49% y de 54´5 para las mujeres que tendrán además un solo hijo.

Estos datos por lo que se refiere a esperanza de vida son positivos siempre y cuando vengan acompañados de buena salud el máximo tiempo posible. Recordemos que la Unión Europea mediante la estrategia de la EIP-AHA precisamente trabaja para ellos, para que en 2020 nuestra esperanza de vida en buenas condiciones de salud se incremente en dos años. Y para ello, la UE en su nuevo programa de fondos europeos prima la investigación en envejecimiento y medicina personalizada.

Pero los datos resultan desoladores por lo que a relevo generacional se refiere. Así pues, los indicadores de futuro no son nada positivos tal y como se viene advirtiendo desde hace ya décadas. No hay más que fijarse que hasta los chinos se han dado cuenta del problema que ellos mismos también sufren y han empezado a tomar medidas drásticas como la de eliminar la política de hijo único cuyas consecuencias resultan a día de hoy de un impacto muy negativo. Aquí, la cosa no está mucho mejor demográficamente hablando pero a fecha de hoy no parece que las medidas adoptadas por las administraciones ni las condiciones socioeconómicas animen a la población en edad de ello a contribuir en cuestiones de natalidad y demografía.

Pero ojo, salud sí, pero pobreza no. Si sabemos que la edad es un factor determinante en el riesgo de vulnerabilidad, y a pesar de que en la actual coyuntura de crisis económica casi toda la sociedad tiene riesgo de decrecer económicamente, la situación de nuestras personas mayores se está convirtiendo cada vez más en un colchón económico para muchas familias sin el cual difícilmente podrían seguir adelante.  Quizás los colectivos más débiles de viudas y huérfanos también noten variación en su situación a tenor de la propuesta del gobierno español de variar la procedencia de la recaudación de dichas pensiones.

b2Por su parte, hemos conocido gracias al Informe sobre el gasto público en servicios sociales 2011, que el gasto público corriente, en Euskadi, para con el colectivo de personas mayores en 2011 fue de 546.055.311 euros.

c2

evolucion gasto Servicios socialesEl gasto público per cápita de Álava se sitúa en 873,55 euros anuales frente a 745,24 euros en Bizkaia y 669,46 euros en Gipuzkoa.

El gasto per cápita por persona en 2011 destinado a personas mayores fue:

c3

c4Sin duda, la mejora de los datos en la esperanza de vida de vascos y vascas, tiene como factor principal de la consecución las mejoras en todas las cuestiones relacionadas con la salud que se han venido experimentando a lo largo del siglo XX y principios del XXI.

Pero la actual situación de crisis parece que está haciendo mella en la oferta pública del sistema sanitario tal y como advierte la OCDE cuando “alerta de los efectos de los recortes sanitarios”. En concreto hace hincapié en el tema del copago al decir que “alerta de los -serios riesgos- de que haya grupos de población, especialmente entre las personas con menos ingresos, que renuncien a los cuidados que necesitan, ya sea a medicación o a los controles de las enfermedades crónicas que padecen, ante la reducción de los servicios financiados con fondos públicos”.

Información más detallada de las advertencias de la OCDE pueden encontrarse en el informe Panorama de la Sanidad 2013.

Ante cuestiones como las que nos informa la OCDE, noticias como las que leíamos recientemente por parte del Gobierno Vasco para paliar estas situaciones nos agradan sobremanera ya que es una forma de aplicar la capacidad de autogobierno ante decisiones manifiestamente injustas como las que se imponen desde el Gobierno de España en la aplicación del copago farmacéutico.

También nos agrada los esfuerzos del Departamento de Salud del Gobierno Vasco por implantar la tarjeta electrónica y la receta electrónica como herramienta facilitadora para los pacientes y médicos, además de suponer un paso para la gestión del gasto farmacéutico y su control. Ahora solo falta que la legislación obligue a la dispensación de los medicamentos en función de las cantidades prescritas por los facultativos y no para 8 capsulas tener que comprar una caja de 40 sin otro remedio.

Importante también nos parece recordar una y otra vez, tantas como nos sea posible, que el programa Zainduz de cuidado al cuidador, que de forma conjunta organizan los ayuntamientos de Bizkaia y la Diputación, sigue adelante con un incesante goteo de iniciativas de formación.

Pero no solo los ayuntamientos, sino las propias asociaciones de jubilados de cada municipio contribuyen a la formación de sus personas asociadas tanto con actividades lúdicassemanas culturales, reinauguración de locales, actividades intergeneracionales, teatros, aniversarios y formación permanente.

También los centros residenciales para personas mayores como agentes implicados aportan su granito de arena en la organización y promoción de este tipo de actividades.

Pero no solo para personas mayores, personas usuarias de servicios residenciales, cuidadoras y cuidadores o familiares hay actividades. Los servicios a las personas mayores también son una importante fuente de generación de empleo. Una pequeña muestra de ello es que entre los 94 cursos que ofrece el behargintza de Sestao y el municipio de Abanto, por poner un ejemplo, algunos de ellos se centran en aspectos como la atención sociosanitaria, la ayuda domiciliaria, etc…

Vamos a ir terminando el resumen semanal de la prensa desde el punto de vista del envejecimiento activo con un artículo interesante titulado “La demografía (por desgracia) reduce la brecha digital en los mayores” en el que se nos deja ver como las personas mayores que por edad se van incorporando al colectivo de 65 y más años, vienen reduciendo la brecha digital por cuestión tan clara como que muchas de esas personas ya se han acercado a las nuevas tecnologías desde su entorno laboral habitual y esto contribuye sin duda a la reducción de la brecha con respecto a generaciones anteriores.

Pero también se nos recuerda que los avances tecnológicos no siempre son buenos, o accesibles para todos y por ello en algunos procesos o procedimientos, aun, no se puede innovacion parcialprescindir de las viejas técnicas si queremos que todas las personas podamos estar incluidas en los mismos. Me refiero a que hemos conocido que “Osakidetza recuperará por completo en enero la cita previa telefónica a través de un operador”  porque aunque es un gran avance poder hacerlo por internet, los mayores usuarios de este servicio no siempre están capacitados para hacerlo y por tanto se hace necesario aún la relación humana de la llamada telefónica.

angry_20woman_smallTambién nos hacemos eco de que si para casi todo ciudadano el lenguaje administrativo es engorroso y a menudo incomprensible, para las personas mayores más y por ello en Getxo, han solicitado al Consistorio un lenguaje sencillo para colectivos con dificultades lectoras.

Y por último una iniciativa que por lógica y simple no siempre se produce en todos aquellos lugares donde debería.  En Elorrio están estudiando reducirá a 80 centímetros la anchura de las escaleras para colocar ascensores, de manera que la accesibilidad de los edificios pueda ser universal.

Y hasta aquí el resumen de prensa de la semana pasada.

Ha empezado el frío así que a abrigarse todo el mundo y a seguir envejeciendo con salud, participación seguridad y aprendiendo un poco cada día de nuestra vida.

Como siempre, un favor. Si has llegado hasta aquí en la lectura y consideras interesante la misma, haz clic en los botones de las redes sociales para que más gente pueda leerlo.

Gracias.

Acerca de Aitor Urrutia

Doctor en Ciencia Política y de la Administración por la EHU. Analista de políticas sociales.
Esta entrada ha sido publicada en Actualidad, Sin categoría y etiquetada como , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.